Willy en el banquillo

Willy en el banquillo

Willy en el banquillo

En estos tiempos en que la justicia, siempre lenta, está llevando al banquillo a los acusados en los excesivos casos de corrupción con implicaciones políticas que asolan España, ha llegado el turno a la trama Gürtel en su rama madrileña, en la que uno de los protagonistas destacados es el ex-alcalde de Majadahonda, Guillermo Ortega, también conocido por Willyy o el Rata, en el argot de los mafiosos de Gürtel..

Aunque ya en años anteriores era conocido por el recaudador del PP, el que llevaba las comisiones de los constructores de la zona noroeste de Madrid a Genova, fue entre los años 2001 a 2005, siendo alcalde de Majadahonda cuando Willy alcanzó su máximo explendor y se convirtió en una de las figuras clave de la corrupción madrileña.

El operativo Gürtel de Majadahonda se apoyaba en primer lugar, en el alcalde Willy Ortega, en su jefa de gabinete Carmen Rodriguez Quijano, casualmente esposa de F. Correa y en algunos concejales, que posteriormente grabaron algunas conversaciones que sirvieron da base para construir el sumario.

Los modus operandi fundamentales eran dos: Cobro de Comisiones a los contratistas cuando se adjudicban los concursos y aceptación por el Ayntamiento de facturas falsas emitidas por empresas de la trama.

Según el sumario los ingresos de estas practicas se ingresaban en dos cuentas; la cuenta Willy, a beneficio personal del alcalde y la cuenta Gabinete, que se repartía entre otros miembros de la trama y se utilizaba también para gastos electorales del PP.

Willy tiene una cuenta en Suiza que llegó a mover 1,600,000 €, además de almacenar a cuenta de Gürtel, joyas, relojes, coches de lujo

La etapa de Guillermo Ortega como alcalde de Majadahonda ha sido el período más negro de nuestro municipio en el que ha estado en la primera línea de la corrupción en España. Los 50 años de petición de prisión a que se enfrenta G. Ortega son una prueba palpable de la gravedad de los hechos denunciados que están siendo juzgados por la Audiencia Nacional.

El antiguo alcalde no es el único responsable de este proceso que forma parte de una trama mucho más amplia que implica también a otros municipio madrileños, a la Comunidad de Madrid, a Valencia y a los organos centrales del Partido Popular que también están imputados en el proceso..

El coste político de todos estos hechos le ha salido muy barato al Partido Popular. Ciertamente ha perdido la mayoría absoluta en el gobierno central, en la Comunidad de Madrid y en el Ayuntamiento de Majadahonda, pero también es verdad que sigue gobernando en minoría en estas instituciones y nada garantiza que los casos de corrupción hayan terminado, pues siguen apareciendo continuamente y no solo referidos a años anteriores, también posteriores a la aoparición de todos estos sumarios que ahora se juzgan.

El precio electoral ha pagado el PP en Majadahonda por estos hechos ,ha sido la caida electoral de las elecciones municipales, que en los últimos años ha sido la siguiente:

  • Año 2007 59,18 % votos 16 concejales

  • Año 2011 51,11% votos 14 concejales

  • Año 2015 36,76% votos 11 concejales

En estos ocho años ,el PP ha perdido más de 5.000 votos, aunque el censo de votantes se había incrementado en 3,000.electores.

Es lamentable que el PP no haya recibido un castigo mayor, pero no puede solo culparse de ello a la inercia de un electorado de tipo conservador que parece que tolera la corrupción. Alguna culpa tendremos los restantes partidos, tanto nuevos como antiguos, que no hemos sabido ofrecer una alternativa creible al PP.

APM

ALF

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Close

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR